"PERSONA NORMAL" POR BENITO TAIBO

11 de agosto de 2016

Persona normal
Benito Taibo
Destino (Grupo Planeta)
ISBN: 978-987-580-722-8
248 páginas
Tenía un par de padres divertidos y jóvenes, llenos de sueños y de planes. Pero a mis doce años, cinco meses, tres días y dos horas y cuarto, aproximadamente, me quedé sin ellos…  Desde que el tío Paco se hizo cargo de él, Sebastián ha vivido aventuras increíbles: tuvo un encuentro inesperado con un enorme felino, conoció a uno de los últimos vampiros que viven en el DF; frente a su casa vio a un mítico personaje saltar de la góndola en la que viajaba, para rescatar a una joven de una inundación; consiguió un mapa estelar para un pobre extraterrestre perdido en la Tierra, sobrevivió el embate de un enorme monstruo marino, peleó al lado de los sioux para defender su territorio de los colonizadores… ¿Qué pasa con Sebastián? ¿Acaso no es una «persona normal»?
 Opinión personal:
Este es un libro que ya desde hace tiempo tenía ganas de leer, pero que no conseguía, así que, como era para mí una necesidad, lo leí en digital. La verdad es que aunque sabía que era un libro excelente, nunca me había detenido a leer profundamente sobre la historia, así que tenía poca idea de lo que iba a encontrarme.
Persona Normal cuenta la historia de Sebastián, un chico de 12 años que pierde a sus padres en un fatídico accidente, y que, como última voluntad de estos, queda bajo custodia de su tío Paco, el ser menos apropiado para criar a alguien, o para ser responsable de cualquier cosa. El tío Paco es la oveja negra de la familia, el tipo raro que siempre dice lo que piensa y es demasiado autentico para encajar en el entorno. Sebastián no tiene idea, a su corta edad, de que esto es lo que lo va a formar como persona, lo que lo va a instruir a la vida. El tío Paco es lo mejor que le pudo haber pasado. Pienso que el tío Paco es lo mejor que le podría pasar a cualquiera.
A partir del momento en el que Sebastián comienza su vida con Paco, todo cambia. Lo espera una vida llena de aventuras y aprendizajes, porque eso es lo que hace nuestro joven protagonista todo el tiempo, aprender. Tío Paco lo introduce en el mundo de la literatura, le enseña a vivir mil vidas en la suya, le enseña a ser, a pensar, a ser el mismo y a involucrarse de esa manera. Paco lo educa “sentimentalmente”.

Cada quien se va haciendo a sí mismo y encontrando nuevas afinidades, nuevos gustos, nuevas maneras de ver el mundo. Cada canción, cada sueño, cada encuentro fortuito o premeditado, cada película vista, cada libro leído te hacen una persona diferente, te determinan. Eso es lo que se llama una «educación sentimental».
La historia está narrada en primera persona desde el punto de vista de Sebastián, y va avanzando a medida que él crece. Vamos viviendo con él, y así como el aprende, aprende uno mientras lee, porque el libro en general es un constante mar de mensajes profundos, enseñanzas y concejos aplicables a la vida de cualquiera.
Durante todo el libro se hace referencias a títulos literarios de todas las épocas, incluso fragmentos, sin importar géneros ni edades. Los protagonistas son fanáticos de los libros y lo transmiten y aplican a la vida todo el tiempo. Sebastián vive los libros, se mete en el personaje  además de aprender de ellos todo el tiempo. Es algo alucinante.

Los personajes en la historia no son muchos, son los que afectan directamente la vida personal de Sebastián, los que él considera los más importantes. La realidad es que al ser pocos y aparecer todo el tiempo, es imposible no tener sentimientos hacia ellos. Creo que admiro con todo el corazón a Paco y me encantaría tener a alguien como él en mi vida, alguien que me guie, que me acepte y que me quiera en la medida que Paco quiere a Sebastián.  Con Sebastián también entablé un vínculo hermoso. Son personajes demasiado queribles, demasiado diferentes, y eso los hace especiales.
Capítulo a capítulo, Sebastián nos muestra aspectos de su vida que van apareciendo o cambiando a medida que crece. Cuando empieza a hacer amigos de verdad, cuando se enamora, cuando cualquier cosa que sucede a su alrededor es importante para él. Cada aventura de Sebastián, sea real o imaginaria, tiene enseñanzas y libros para recomendar, lo que convierte al concepto general de la historia en algo increible.

No conocía al autor, y me quedé completamente maravillada por su forma de escribir, por el sentimiento y la pasión en sus palabras. Creo que un libro no es especial por la historia que cuenta sino por la forma en la que ésta es contada. Esta historia está contada con amor, con un amor inmenso hacia la vida, un  amor que me cautivó y me emocionó en repetidas ocasiones, así como me hizo reír y disfrutar sin parar.

Este libro con pocas páginas, podría decir que se lee de un tirón, aunque a mí personalmente no me pasó de esa manera. Es un poco rebuscado de explicar, pero sentí que cada capítulo era demasiado profundo, y no podía simplemente seguir, aunque la historia lo ameritaba. Necesite paladearlo, pensar y meditar sobre cada cosa. Sentí que este libro es un antes y un después en mi vida, y espero así sea. Creo que esta lectura es mi propio tío Paco.

“No te vendas, no te alquiles. Sé un alma libre y vela por lo justo. Es mucho mejor pasar hambre que ser un esclavo. Sigue tus corazonadas. Apela al sentido común. Nunca pierdas el sueño por aquello que no tiene solución. Nunca pierdas el sueño por aquello que tiene solución. Nunca pierdas los sueños.”

Algo para destacar, si es que quedan más cosas para destacar, es que al final del libro, el autor organizó una guía, capitulo por capitulo, de los libros que se nombran o a los que se hace referencia. Es una excelente ayuda, ya que aunque algunos los leí, hay muchísimos títulos no solo que me gustaría leer, sino que ahora siento la urgencia de hacerlo.
Sin mucho más que decir, me despido recomendándoles este libro si es que aún no lo leyeron. Es algo verdaderamente maravilloso y creo que todo el mundo tendría que conocerlo.

Si ya lo leyeron, espero sus comentarios, y sino, también.

“Preocúpate el día que te miren como si fueras una persona normal. Tú mereces tener una vida extraordinaria.”