Mi mundo feliz

10:23:00


Mi placer favorito en la vida, es ese momento en la noche en el que todo está tranquilo.
Esos pocos minutos en los que cierro los ojos y me deslizo a mi universo paralelo,
Donde todo es diferente,
Donde las cosas suceden del modo que quiero que sucedan, Como dicen los chicos: “Mi mundo feliz”.

En mi mundo feliz, las personas son distintas a como en realidad son cuando tengo los ojos abiertos. Todos son comprensivos, y se parecen mucho a como a mí me gustaría que fueran, son felices, y son la clase de personas de las que a todos les gustaría estar rodeados. Cuando tengo los ojos abiertos, las personas no son todas felices.
 Y eso es algo que suele ponerme un poco triste.

En mi mundo feliz, obtengo las cosas que quiero con mucha más facilidad. Podría decirse que en este lugar soy una chica con suerte, y las cosas que tengo se parecen mucho a las cosas que me gustaría tener, y son la clase de coas que a todos les gustaría tener. Cuando tengo los ojos abiertos, tengo muchas cosas especiales que me bastan. Pero sé que hay personas que abusan del materialismo para ser felices. 
Y eso es algo que suele ponerme un poco triste

En mi mundo feliz tengo un montón de amigos, y todos son perfectos. Es decir, la clase de amigos que a todo el mundo les gustaría tener, y están cerca de mí. Todos. Cuando tengo los ojos abiertos no tengo muchos amigos, solo unos pocos, y si son perfectos, pero a diferencia de en mi universo paralelo, de este lado de la realidad los tengo lejos. 
Y eso es algo que suele ponerme un poco  triste.

En mi mundo feliz tengo un amor de película. Uno de esos amores perfectos. Es de esa clase de amores que me gustaría tener. Un amor de esos que a todo el mundo les gustaría tener. Donde me gusta el romanticismo y no necesito negarlo por vergüenza, porque lo tengo, y es mío. Soy vagamente consiente de que las personas se niegan al romance cuando no son verdaderamente felices.
Y eso es algo que suele ponerme un poco triste.

En mi mundo feliz soy una buena persona. Esa clase de chica que me gustaría ser, una de esas chicas a las que a todas las chicas les gustaría parecerse. Cuando abro los ojos no me parezco mucho a esa chica.
Y eso es algo que suele ponerme un poco triste.

Cuando abro los ojos choco contra la realidad.
Nada es cierto, y soy simplemente yo.
La chica rodeada de personas no felices, como nadie quisiera estarlo. Con cosas que a nadie le gustaría tener, con amigos demasiado lejos como a nadie le gustaría tener, con un amor poco convencional como a nadie le gustaría tener, y siendo yo, la chica como a la que nadie le gustaría ser.

Y esto es algo que suele ponerme un poco triste.

You Might Also Like

0 comentarios

Like us on Facebook

Flickr Images